Portada » Titular

La historia tuerta

05/06/2015 1 Comentario

Luis Alberto Lacalle Herrera

No tenemos más información que la que surge de mirar desde fuera los acontecimientos, pero todo demuestra que dentro del gobierno del FA se libra una batalla muy fuerte entre distintas facciones.

El Presidente Vázquez parece estar amenazado por una tenaza que organizan, por un lado el PIT CNT y por el otro el MPP, y que le privan de la necesaria flexibilidad política para conducir el país.

Quizás esta pagando la designación tempranera del gabinete que cayo mal a sus aliados. Quizás porque tanto el Presidente como Astori deben pagar continuo peaje por las pocas medidas razonables que emergen del gobierno. Lo veremos mas claramente en el tiempo presupuestal que se avecina…

Entre tanto el Presidente ha agachado nuevamente la cabeza al aprobar el increíble decreto que incluye al periodo de 1968 a 1973 para la investigación de violaciones de derechos humanos.

Nuevamente se quiere violentar la verdad y acomodar la historia al relato de los extremismos. La historia con un solo ojo, la que solo condena para un lado, la que califica en buenos y malos a los muertos.

Con el agravante de que los propios responsables de los otros crímenes, de los secuestros, robos, torturas, violación de las leyes de convivencia, son los que se anidan en el poder, los que hoy tienen el mando y el mango de la sartén.

Parece haber quedado lejos aquel Vázquez que tuvo el coraje de presentar un proyecto de ley que compensaba a las víctimas de “la subversión ” y que , en el período anterior a Mujica, los parlamentarios se negaron a votar en una muestra clara de una muy particular noción de justicia.

Tampoco el Presidente Mujica quiso reenviar ese mensaje, a pesar de que todo el PN en el Senado así lo pidió.

¿Se atreverá Tabaré Vázquez a reiterarlo? Por lo menos para mostrar una pizca de equidad. Entretanto, la mentira se adueña de esta gestión de gobierno…

1 Comentario »

  • Diego Arrillaga :

    Brillante, como siempre Presidente!!!!

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.