Portada » Titular

El voto positivo

07/11/2014 Sin Comentarios

Ricardo Puglia

El domingo todos los uruguayos expresarán su apoyo o preferencia por una propuesta, elegirán sus Representantes Departamentales, Senadores Nacionales y un candidato a la Presidencia de la República que guiará los intereses de toda la sociedad por los próximos cinco años.

Es un voto por la esperanza y el porvenir, unir nuestra sociedad bajo la misma bandera luego de conocidos los resultados. Debemos dejar atrás las confrontaciones partidarias, las filosofías extranjeras como el comunismo, el socialismo, el marxismo, el continuismo y sus líderes que en estos diez años de gobiernos frenteamplistas han divido la sociedad entre los buenos y los malos.

Tendremos frente a nosotros, en el cuarto secreto, decenas de listas y sólo dos candidatos con posibilidades reales para ocupar la Presidencia.

Uno es un doctor en medicina, de muy buen pasar- aún en los doce años de dictadura-, con un alto nivel de riqueza acumulado desde sus modestos origines, con setenta y cinco años de vida, dado a la pesca y a excursiones con sus boy scouts para discernir los destinos del país ante sus dudas y vueltas carnero cuando la situación lo apretó.

Ya conocimos su gobierno y a sus colaboradores, altos impuestos a la renta a las personas que trabajan, dilapidación de los gastos del Estado, cierre de puentes con la República Argentina e incapacidad para negociar basado en una mayoría parlamentaria que las urnas le otorgaron. Así durante esos años y con relaciones amistosas regionales y también con los de la isla caribeña y vecinos hizo y deshizo a su antojo por el amor a su filosofía de partido único.

Esos tiempos tienen que cambiar siendo sano en el sistema democrático la alternancia de partidos políticos en el poder y de nuevas generaciones que le ponen frescura, ilusión y nuevas propuestas de gestión que sin duda harán un país mejor con el espíritu de vivir en armonía, libres de ir y venir por las calles y donde el ciudadano ocupe su lugar por el estudio, el trabajo, la familia y su talento.

El candidato por la positiva merece nuestra confianza y por ello el voto positivo. Tiene la valentía de enfrentar a una máquina feroz, apoyada por el comisario abiertamente y repleta de dinero como nunca antes tuvo un partido político junto a los apoyos políticos de presidentes latinoamericanos que a la hora de negociar cada uno cuida su chacra en beneficio propio.

Las ideas frescas y renovadoras a pesar de su juventud son bienvenidas y es posible imaginar que no retaceará horas de trabajo para el bien de los uruguayos en excursiones de pesca o congresos externos propios de su profesión. Su propia familia representa una base sólida de consulta, experiencia y no tengo dudas que intentará dejar en la cancha lo mejor de sí mismo para continuar viendo crecer a sus hijos y a los hijos de todos en una sociedad mejor, sin miedos y donde el futuro sea promisorio para el bienestar social y la prosperidad de todos los habitantes.

El voto positivo es un voto por el cambio, por un mejor país defendiendo nuestros valores éticos, morales y dando el lugar que le corresponde al Uruguay por sus tradiciones históricas, respetando a nuestros héroes patrios que en el acierto y también en el error construyeron esta hermosa nación.

Bienvenido el voto positivo, el voto de la esperanza que junto con el partido colorado, independiente y sectores del frente amplio gobernarán mejor en un contexto más difícil desparramando la sabiduría de equipos de gobierno.

Hombres y mujeres capaces en el Uruguay son muchos y es grupo al que le debemos dar la responsabilidad de construir el futuro bajo premisas consensuadas que beneficien a la Patria.

Foto: David Puig Fotografía

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.