Portada » Actualidad

Cuando lo que falta es respeto

25/04/2014 Sin Comentarios

Editorial

Hay cosas con las cuales en política deberíamos atenernos naturalmente a realizar. Hoy la izquierda, y en especial el MPP, con la soberbia y la auto justificada superioridad moral parece comenzar a hacer agua en todos los frentes.

Más allá de necesidades y tiempos electorales, hay códigos y valores a preservar.

Lo que el MPP acaba de hacer con una de las mayores figuras emblemáticas de la cultura popular uruguaya, don Alcides Ghiggia es la demostración que se pasaron esa fina linea por el moño.

Valió mas el intento del titular en la prensa y la TV o el engaño directo a la gente que el mínimo recato y sentido de sensatez.

Más allá de que el Partido Nacional ha tratado su imagen con cuidado, justamente para no caer en usar una imagen que excede lo partidario, es bien conocido que es adherente de la lista 400 de Luis Lacalle Pou en Canelones y que tiene un fuerte lazo de amistad y confianza con una serie de dirigentes blancos de ese departamento, principalmente de Las Piedras lugar de residencia del gran campeón.

Y como era evidente que pasaría, la adhesión al MPP duró poco y además sumaron a otras personalidades que rápidamente salieron a desmentir. Ni el número que dicen utilizar les pertenece. Triste y lamentable.

Ni el mas inocente podrá pensar que esto es cosa de los promotores del espacio celeste, esto es responsabilidad de las principales figuras del MPP, los que cortan el bacalao, ya que fue anunciado en el congreso de dicho grupo; por mas que Enrique Saravia salió a dar la cara, la idea y la modalidad es bien propia de ellos.

Para finalizar, no solo anécdota, es necesario remarcar la falta de respeto a los íconos nacionales que parece que si no son de izquierda hay que coptarlos o hacerlos desaparecer. Así perdemos la tolerancia y el sentido de que hay cosas que nos unen mas allá de condición e ideales.

Esperemos sirva de ejemplo.

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.