Portada » Columnistas

El Cordobés

20/02/2014 Sin Comentarios

Michael S. Castleton- Bridger

Recién llegado de una corta y rápida gira por el norte de Treinta y Tres y sur de  Cerro Largo en busca de las grandes tarariras que supone viven en los cursos de agua de esos pagos, que por cierto me fueron esquivos , obviamente no podía dejar de pasar por la vieja estAncia del general Saravia , hoy museo.

No puedo decir que este lugar tan importante para todos los blancos y más los Saravistas esté en mal estado. No lo está. Se nota que alguien en algún momento se preocupa de mantener blanquedas las paredes de la pequeña casa de nuestro máximo caudillo , de mantener la carpintería y de blanquear la capilla.

Da lástima sin embargo el sentido de abandono que se siente al no haber ningún cuidador , como supo haberlo, en la vuelta, ver algún alambrado achatado y bichos de dueño desconocido pastando en la vuelta del casco.

El Cordobés nunca fue ni por lejos quiso ser palacio. Fue solamente el casco de un próspero ganadero que la historia convirtió , para muchos incluyendo el que escribe, en el mayor caudillo de nuestro glorioso Partido Nacional.

Ahora que se anuncia una reunión de todos los candidatos blancos en Sta. Clara de Olimar sería lindo que alguna de las intendencias , o las  dos, en manos de nuestro partido ,tomaran alguna medida al respecto.

Tengo prometido a mi hija menor una visita a la estancia del Gral. Saravia. Sería muy lindo que hubiera alguien que lo mostrara. Sé que para mi hija, blanca desde que nació, le hará mucho más provechoso el viaje.

Por otro lado no corresponde más que felicitar a las autoridades de Sta. Clara de Olimar por el impecable estado en que está el cementerio, lugar de la ultima morada del General , de Chiquito y de tantos otros héroes de nuestro partido, algunos conocidos, otros no tanto
No importa, todos blancos. Casi todos servidores.

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.