Portada » Columnistas

¡Pusilánimes!

09/11/2012 Sin Comentarios

Michael S. Castleton- Bridger

En otra muestra más de cobardía política este gobierno que padecemos se apresta a votar, aprovechando sus mayorías parlamentarias, la ley sobre información tributaria para Argentina.

De exprofeso me refiero de esa manera a este mamarracho jurídico y filosófico porque es otro ejemplo más de la falta de capacidad y entereza moral del Frente Amplio en el gobierno.

Parece mentira que el Sr. Mujica Cordano con su raiz Herrerista permita tamaña capitulación ante una organización como la OCDE que en realidad no representa a nadie ‘de jure’ y peor aún permita tanta pusilaminidad ante la manga de sabandijas que hoy desgobiernan nuestra querida Argentina.

Algún senador de la república defiende esta ley porque según él, yo no estoy tan seguro, de no votarla corremos peligro de no tener crédito en algún organismo internacional. Ellos , El Frente Amplio que durante años repudiaban nuestra deuda externa y querían incendiar al FMI hoy paladines de la intervención de organismos para estatales internacionales en nuestros asuntos. ¡Increíble!

Nuestro país tiene o tenía un prestigio internacional totalmente desproporcionado a su tamaño e importancia económica. Esto se debió siempre a la inteligencia y mesura de nuestras posiciones pero a su vez a nuestra honestidad intelectual e independencia de juicio en materia de relaciones internacionales.

Nadie corría a nuestro país con un poncho por grande que fuera. Uno no puede menos que ascordarse de Herrera con su corajuda oposición a las bases yanquis en nuestro territorio. La gente olvida el precio que pagó el gran cuadillo nacionalista por defender lo que el creía lo correcto. La historia le dió la razón.

Este gobierno parece querer ser el preferido de la maestra con túnica impoluta y deberes perfectos.

El mundo no es así. Se puede y debe ser honesto y derecho en las cosa pero no tonto.

Esta ley que próximamente votará la cámara de diputados vulnera nuestra soberanía en forma directa.

Lo que uno hace en la casa de uno es asunto nada más que de uno, de nadie más. No veo a los yanquis cambiando el ordenamiento jurídico del estado de Delaware porque la OCDE se lo exija. Demás está decir que no faltará alguna ingnota isla en el Pacífico que supla con habilidad nuestras tonteras de auto flagelación en materia de ‘disclosure’ impositivo. Pensándolo bien no hay que ir tan lejos , con ir a la isla de Bermuda alcanza.

Hay que ser más inteligente en estas cosas. Hoy el mundo compra las materias primas que vendemos. Cuando el viento cambie de lado deberemos volver a usar nuestra creatividad y seguramente no ser tan rápidos en desarmar estructuras jurídicas que bien nos sirvieron durante años.

Es cierto que la globalización y la interconección informática hace más dificil aislarse impositivamente del mundo .Entonces, deberemos habituarnos a algunos cambios en este sentido pero de ahí a informar a gobiernos extranjeros sobre los negocios de sus connacionales en nuestro suelo parece haber un buen trecho.

Esta ley nos va a costar un fortuna en desinversión a cambio de nada.

Los vivillos que ocupan el gobierno, por ahora, de ese querido país. Argentina, ya estarán pensando en su próxima demanda.

Nosotros seguiremos, mientras siga el Frente Amplio en el poder, con nuestra política de ‘apaciguamiento’ a cambio de nada.

Igualito a Gran Brteña y Francia con Hitler en el siglo pasado, y así les fue.

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.