Portada » Columnistas

¿De qué vives tu Yoani?

17/02/2012 Sin Comentarios

Jaime Mario Trobo

Escuche esta mañana una monumental defensa del derecho a la libertad de expresión de una ciudadana sometida, como miles de sus compatriotas, a la violencia de la verdad oficial, de la acción del partido único, de la acción publica para justificar a quienes mandan y a someter a quienes disienten, en fin lo que pasa en cualquier dictadura.

Aprecié la madurez de una ciudadana que debe enfrentar la violencia de un estado represor, que es valerosa frente a la presión de la delación y la practica del “escrache” como método sistematico promovido por los servicios de seguridad del estado.

Escuche con atención a Yoani Sanchez, una mujer valiente, que lucha en su forma y con su estilo en su país, para poder vivir en una sociedad tolerante, para poder disentir o proponer sus formulas o ideas, sin temor a ser sometida a la vergüenza del mote de “traidora” o “gusana”.

Me encantó la madurez con la que desde su celda habanera, resolvió responder, sin hesitarse ni introducirse en el justificado radicalismo para defender sus libertades, a las preguntas que en ocasiones parecían inducidas por una actitud “políticamente correcta” de no aparecer  enfrentado el discurso de un régimen cuya propaganda ha calado hasta los huesos  especialmente en America Latina.  En Cuba, el que no admite entregar su libertad al gobierno, a cambio de una libreta de racionamiento alimentario e intelectual, es un apátrida, un gusano, vive del financiamiento de perversas conspiraciones.

He tenido y tengo un profundo respeto por el periodista Emiliano Cotelo. Me consta su profesionalismo, su independencia y el rigor con el que prepara su trabajo. Creo que ha sido una gran decisión la de entrevistar y poner en primera plana en Uruguay a Yoani Sanchez, alguien a quienes debemos admirar por su valentía, decisión, independencia y seguramente activa cooperación a la libertad en su patria Cuba, lo que es decir en nuestra America Latina. Una Yoani en la dictadura uruguaya, acusada de vivir del comunismo soviético o cubano seria un orgullo nuestro.

Lo que no alcanzo a entender es por que razón el periodista que la entrevistó la conminó a revelar cual es su medio de vida. Porque lo hizo?

- Porque cree que un periodista  en cualquier país del mundo debe revelar  a otro a cuanto asciende su ingreso ?

-Porque cree que es justo poner a Yoani Sanchez, a responder a la acusación de la dictadura del estado donde vive, donde los mandantes acusan a todo opositor o disidente de “comer” de la mano de la traición a la patria.

-Porque periodísticamente es mas relevante conocer como hacen los que aspiran a ser libres para ocupar los espacios que les son escamoteados con la peor y mas contundente violencia, la del autoritarismo del estado, para sobrevivir sin quedarse callados la boca.

-Porque a esta altura, y como consecuencia de una perfecta operación “gramsciana”, cada vez que se le da un espacio a un opositor, un libertario de Cuba hay que someterlo a que explique que su actitud no es el resultado de una perversa conspiración, sino una sincera actitud que resulta de la  mas pura aspiración humana, poder ejercer su libertad.

En la entrevista que comento, en la que la admirable patriota de la tierra de Marti explica con prudencia, profundidad y madurez lo que quiere para su tierra, que no es otra cosa que lo que nosotros queremos para la nuestra también, ha habido una impertinencia. La de requerirle en tres ocasiones la respuesta a la enervante pregunta que ningún periodista admitiría…

¿ …de que vives tú Yoani..?

Fragmento de la Entrevista a Yoani Sanchez. El Espectador 16 de Febrero de 2012.

PERIODISTA – Voy a ser más específico con la pregunta: ¿de qué vives tú? Lo consulto porque a propósito de la actividad de disidentes cubanos permanentemente aparece la sospecha, o directamente la acusación, de que son financiados desde el exterior, ya sea por organizaciones opuestas a la revolución cubana o directamente por gobiernos de algunos países como Estados Unidos, etcétera. En el caso tuyo, ¿cuáles son tus medios de vida?

YOANI SANCHEZ – Esa acusación que tú dices es la que el Gobierno destapa cada vez que se habla de un crítico o inconforme. Desde que soy pequeña estoy oyendo decir exactamente lo mismo: a alguien que se opone, dice lo que piensa, critica la figura de Fidel Castro o de Raúl, inmediatamente se lo tacha de mercenario, asalariado del imperio, etcétera.

En mi caso personal, como te decía, desde hace más de un año tengo una columna cada dos semanas en el periódico El País, un periódico que me ha permitido publicar una columna de opinión, que me encanta porque es un entrenamiento periodístico de grandes ligas. Y de esa manera vivo, porque me encantaría de verdad poder publicar esa misma columna en el periódico Granma de mi país y que me la pagaran en Granma como se le paga a cualquier periodista. Pero lamentablemente todavía no me permiten decir las opiniones que digo en El País en la prensa escrita de mi patria.

PERIODISTA – Está por un lado entonces esa columna que publicas en El País de España. ¿Qué más?

YOANI SANCHEZ – Eso básicamente, y lo que se vende de mis libros, sobre todo del libro técnico, porque el libro anterior salió hace ya algunos añitos y ya es más bien un libro que escribí, no algo de lo que estoy viviendo. Eso fundamentalmente.

PERIODISTA- ¿Y esos ingresos son suficientes para vivir en Cuba con comodidad?

YOANI SANCHEZ – Yo, como dice mi esposo, tengo alma de faquir. Una persona que creció y se desarrolló en el más profundo período especial en Cuba aprendió a vivir con muy poco. Y eso no solamente me permite vivir, sino que me permite ayudar a otros y concentrarme en el tema de la información, que en Cuba es muy cara. Mantener un móvil, poder conectarse a internet en los hoteles, que es el único lugar donde un ciudadano como yo puede acceder al ciberespacio, tiene un precio muy alto, pero allí está. Todo eso es gracias también a mi trabajo periodístico. He colaborado en muchos medios, el año pasado llegué a tener hasta 19 columnas en todo el mundo, en periódicos en Alemania, Argentina, Perú, pero este año me he concentrado en la columna de El País nada más, porque tengo otros planes dentro de mi país, entonces necesito tiempo para organizar cursos, doy muchos cursos, imparto, a personas que quieren adentrarse en el conocimiento de los blogs, de usar el teléfono móvil como instrumento de activismo cívico, etcétera.

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.