Portada » Actualidad, Columnistas, Importa

Cretinos, simuladores y fascistas

19/09/2011 Sin Comentarios

Washington Martínez D’Alessandro

La autonomía de la Universidad y de la Anep surge como un problema para gobierno del Frente Amplio y los políticos de izquierda buscan las causas de los malos resultados en la educación en ell,a según informa “El Observador”

“El mensaje lanzado por el vicepresidente Danilo Astori alentando al Ministerio de Educación y Cultura (MEC) a fijar las directivas para el sistema educativo junto a su convicción de que  “las autonomías son obstáculos para una conducción nacional”, puso de manifiesto –una vez más– cómo al gobierno se le está complicando dejar su marca en aquellos organismos “independientes”, y en donde no tiene mayoría”.

“En el ámbito educativo aún no se han tomado medidas oficiales. Sin embargo, desde el Frente Liber Seregni (FSL)–integrado, entre otros, por el sector Asamblea Uruguay del vicepresidente Astori– se comenzó a trabajar en el tema, según informaron fuentes del sector a El Observador.

De hecho, desde otros sectores del Frente Amplio (FA) se comenzó a criticar el rol de la ANEP.  “La burocratización de la gestión y la fragmentación de los centros de gobierno de la ANEP producen un déficit sistemático de resultados de gestión”, se advierte en el documento “Propuestas para el cambio educativo”, preparado en el Partido Socialista.

Los socialistas notan que los órganos de gobierno en la educación “ya no son aptos para diseñar, implementar y monitorear políticas educativas, ni para gestionar la complejidad institucional, administrativa y pedagógica de una educación de grandes masas”.

Autonomía “vigilada”, las declaraciones de Astori el pasado miércoles en una actividad realizada por la Fundación Wilson Ferreira Aldunate generaron malestar a nivel de los gremios educativos y satisfacción a nivel del MEC…

Las declaraciones de Astori del pasado miércoles fueron un espaldarazo a lo dicho por Ehrlich, y así se observó desde esa secretaría de Estado. “

Como podemos ver, la autonomía que era un valor sin parangón, mientras que la misma fue funcional a la oposición política, ahora se tiende a minimizar y desmantelar  para dominar desde el Ejecutivo la educación y así politizarla sin más ni más argumentos. Un Ministro que “reine y gobierne”,  no es una estructura mala en sí misma, y probablemente pueda ser más eficiente para la toma de decisiones, más, no es lo que los uruguayos nos hemos querido dar históricamente a los efectos de evitar la injerencia directa de la política partidaria en la educación, o ese era el discurso que escuchamos tanto tiempo, de los zurdos vernáculos que pensamos que ellos creían en ello y lo decían de buena fe. ¡Que cándidos!, pensar que puede haber una pisca de buena fe en la “colcha de retazos” como los es el FA. Nunca creyeron en nada, su única ideología, fue siempre el Marxismo Leninismo, dentro de ciertos grupos y cuando se cayó el muro de Berlín fue como que les cerraran la Iglesia, pero luego de años de readaptación han vuelto a lo mismo.

Los gremios deberán ver como dan una marcha atrás violenta, pero,” el giro en el aire” ha sido su mejor maniobra y la más practicada y explicar lo inexplicable su “más profundo y convincente discurso”

Envíenos su comentario

Agregue su comentario, o trackback desde su sitio. También puede suscribirse a estos comentarios vía RSS.